Incendio en un bus por manipulación de pólvora

0

En las pocas horas que van del año 2013 persisten los problemas asociados con el uso indebido de pólvora. En estos momentos, el Cuerpo Voluntario de Bomberos de Cali trata de controlar  un incendio desatado cuando la Policía intentaba incautar un cargamento de pólvora en el oeste de la ciudad.

A esta hora las autoridades reportan 10 incendios en el Valle, entre los municipios de Cali, Jamundí y Yumbo. Algunos de los sectores afectados por las llamas son  carabineros, Puerto Rico, Cumbre, Bello Horizonte.

En el sector de carabineros se quemaron más de dos hectáreas de pastizales y matorrales, a pesar del arduo trabajo de los bomberos voluntarios de la ciudad.

En Jamundí, los bomberos atendieron las emergencias en Belo Horizonte y en la zona montañosa de Mirallave. Por su parte los bomberos de Yumbo atendieron los hechos en el sector de la Cumbre, a la altura de Puerto Rico.

Las autoridades hacen un llamado a seguir las normas de seguridad ambiental, puesto que las altas temperaturas a las que se enfrenta el Valle por estos días son propicias para generar este tipo de calamidades ecológicas.

Diciembre y el año 2012 finalizaron con nuevos casos de quemaduras por pólvora. Anoche explotó un cargamento de juegos pirotécnicos en un bus que circulaba en la Calle 88 con Carrera 8, entre el sector de Juanchito, en Cali, y Candelaria, municipio del Valle.

El hombre que transportaba la pólvora resultó herido, así como otros pasajeros del bus. Las víctimas de la explosión fueron atendidas en hospitales de la ciudad. La vía estuvo bloqueada mientras los quemados eran atendidos y las autoridades aclaraban las circunstancias en las que estallaron los juegos pirotécnicos.

Según el Centro Regulador de Urgencias y Emergencias, Crue, once personas resultaron quemadas en el Valle durante la noche de fin de año debido al uso indebido de pólvora.

Datos del Crue también revelaron que entre el 1 de diciembre y el 1 de enero de 2013 se presentaron 82 casos de lesiones por manipulación de juegos pirotécnicos. En 53 de ellos estuvieron involucrados menores de edad, incluido un niño de cinco años.

La mayoría estos episodios (46) ocurrieron en Cali. En Candelaria sucedieron 13 y en Jamundí, 5; en Yumbo y Ginebra, 3; en Pradera, Palmira y Buga, 2 y en Caicedonia, Cartago, El Dovio y Sevilla, 1.

 

 

 

Comments are closed.