Alianza por la recuperación de cuencas hidrográficas en el Valle

0

RIO-CALIEn un convenio firmado esta semana entre el Dagma y el Ministerio de Ambiente, se busca recuperar las cuencas hidrográficas de los ríos Cali y Meléndez, las cuales, son abastecedoras de agua para la capital del Valle.

Debido a que el déficit de cobertura boscosa es una de las principales problemáticas ambientales del departamento, diferentes entidades gubernamentales unieron recursos y esfuerzos, por el compromiso de restauración y recuperación de las cuencas hidrográficas del Valle del Cauca.

“Dado que la disminución del recurso bosque es una de las principales problemáticas ambientales del departamento, apostarle a esta alianza, contribuye a que a futuro no se vea afectado el consumo humano, la producción agropecuaria y la generación energética” señaló Óscar Libardo Campo, director general de la CVC.

Así entonces se firmó el convenio para restaurar las cuencas hidrográficas de los ríos Cali, Meléndez y Guadalajara, este último de Buga, con las autoridades ambientales de la región: el Dagma y la CVC.

Para lograr este objetivo, se restaurarán ecológicamente 1.455 hectáreas y se aislarán 58 kilómetros en seis predios públicos del municipio de Santiago de Cali, como son La Cajita, Lomas de Quintero, La Yolanda, La Carolina, Danubio y Piedra Grande. Estas zonas corresponden a 1.805 hectáreas del área que debe ser restaurada.

El proyecto está avaluado por 2.212.663.049 pesos, de los cuales, el municipio de Santiago de Cali firmó un convenio por 1.298.106.846. Del monto total, la entidad aportará el 51 % es decir, 1.118.687.374 pesos para la tercera fase, que implica el mantenimiento de las áreas restauradas.

 Por su parte, la CVC intervendrá las cuencas de los ríos Cali y Guadalajara, con la implementación de arreglos forestales, para la conservación, restauración y manejo sostenible de los ecosistemas boscosos y tierras forestales, de estas cuencas.

Con esta alianza, se realizará el aumento de cobertura en 900 hectáreas de tierras forestales protectoras en Cali y en Buga, a través de la construcción de 130 kilómetros de aislamiento. Así, se espera que redunde en la estimulación de la sucesión vegetal, restaurando de esta forma, los ecosistemas y tierras intervenidas, y beneficiando a más de 2 millones de habitantes.

Para la intervención que adelantará la CVC sobre la cuenca del río Cali, las actividades de aislamiento se ejecutarán en áreas seleccionadas en predios de la corporación y de Emcali.

Para el caso de la cuenca del río Guadalajara, los trabajos se desarrollarán en predios adquiridos por el municipio de Buga. Los resultados sobre el río Guadalajara repercuten en su doble función de abastecer de agua al municipio y de generar energía.

 Este convenio interadministrativo tiene comprometidos recursos para una inversión superior a los 1.333 millones de pesos, de los cuales, 808 millones son aportados por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, y otros 525 millones, por la CVC.

Para marzo se tiene prevista la presentación de un proyecto de ley, con el cual, se activarán las sanciones con mayor fuerza para todos aquellos que atenten contra los recursos naturales. Estas medidas se sumarán a la operación de una unidad de la Policía Nacional creada para atender esa materia

Comments are closed.