Cali, vulnerable a los desastres

140

Cuando las aguas amenazan

Andrés Velásquez indica que el jarillón del río Cauca y otras obras similares se concibieron para resistir el 95 % de las inundaciones en zonas consideradas no urbanizables y destinadas a la agricultura.

Para el ingeniero geólogo, el propósito de estas obras de contención “era que en diez años hubiese solo una inundación. De esta manera, los agricultores no perderían dos cosechas al año, sino una de veinte cosechas”.

Viviendas en zonas de alto riesgo no mitigable. En 2011 se reubicaron
5000 familias que habitaban estos sectores propensos a desastres

Sin embargo, los problemas sociales de Colombia y de Cali generaron una expansión de la ciudad hacia estas áreas inundables. Casi un millón de familias viven en terrenos bajo el nivel del río Cauca.

A pesar de que actualmente la ciudad es azotada por una ola de calor, se debe recordar que estos sectores estarán expuestos a desbordamientos en una temporada de lluvias intensa.

Mediciones de la Corporación Osso y del Departamento Administrativo de Planeación Municipal muestran que los niveles del río Cauca registrados en la estación Juanchito son los más altos en los últimos diez años.

“En 2011 estimamos que un total de 18 000 viviendas debían ser reubicadas. Esos son pesos pesados en términos económicos, pero es necesario que conozcamos este problema y trabajemos para solucionarlo”, plantea Velásquez.

En un informe de este geólogo, titulado Riesgos por inundaciones en el Valle del Cauca: transformaciones y retos, se advierte que si el río Cauca se desborda, no solo estarían en peligro las familias que han ocupado sus orillas, sino toda la ciudad.

“Si el dique del jarillón del río Cauca se rompiera, se inundarían parcialmente 79 barrios de 10 comunas. Habría más de 770 mil personas damnificadas y más de 174 mil viviendas afectadas”, predice Velásquez.

En materia de infraestructura, “las plantas de bombeo saldrían de funcionamiento, porque quedarían sumergidas. Dejaría de funcionar la planta de Puerto Mallarino –que garantiza el servicio de acueducto al 70 % de la ciudad–, y lo mismo ocurriría con la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR), hospitales e instituciones educativas”.

En cuanto a lo que Cali ha avanzado en prevención de estos riesgos de desbordamiento, Velásquez asevera que entre 2006 y 2011 se reubicaron unas 5000 familias que habitaban zonas inundables en el oriente de la ciudad.

También se ha evaluado el estado de los diques de protección de los ríos Cauca y Cali, y se han recuperado y reforzado el 40 % (6,5 km) de dichas estructuras.

Otro avance es la puesta en marcha del Plan Jarillón Río Cauca y Obras Complementarias. “Es un proyecto de 1,3 billones de pesos y de una trascendencia enorme, porque además de trabajar el río Cauca, se intervienen otras seis cuencas”, expresa Óscar Pardo, director de Planeación Municipal.

En el lanzamiento del libro Análisis de la gestión del riesgo de desastres en Colombia, el asesor del Alcalde de Cali en temas de riesgo, Rodrigo Zamorano, sostuvo que el plan de intervención del jarillón “parte en dos la historia de la ciudad”.

El objetivo del Plan es reducir el riesgo de desbordamiento del río Cauca y de sus tributarios en la zona del jarillón de Aguablanca, desde la desembocadura del Canal Interceptor Sur CVC hasta la del río Cali. Se emprenderán múltiples obras de fortalecimiento a lo largo de los 17 kilómetros del jarillón y se harán estudios para estabilizar los terrenos aledaños.

Según un informe oficial de la Alcaldía, el valor del convenio es 13 veces el presupuesto de Cali. El Fondo de Adaptación Nacional contribuirá con 823 000 millones para el desarrollo del proyecto.

En lo relacionado a la respuesta ante deslizamientos de tierra, Zamorano reportó que la Alcaldía tiene un presupuesto de 450 millones para los organismos de socorro. “Quisiéramos que hubiera más recursos para los Bomberos y la Defensa Civil, pero Cali tiene unas limitaciones fuertes, porque debe abonar a sus deudas”.

 Volver artículo principal

 

 

 

 

 

Comments are closed.