Cantado para Contralor

0

Camila-ZuluagaPor Camila Zuluaga
Twitter: @ZuluagaCamila

Gran controversia ha generado la forma en que la Corte Constitucional decidió su candidato para integrar la terna a la Contraloría General que elegirá el Congreso el próximo siete de Agosto. El elegido fue el ex procurador Edgardo Maya Villazón quien sonaba desde hace meses como ficha del vicepresidente Germán Vargas Lleras, lo que evidentemente tendió desde el principio un manto de duda sobre su nombre.

El hecho de que los magistrados de la Corte Constitucional inicialmente descartaran un primer grupo de aspirantes para seleccionar su candidato al ente de control, en el que se encontraba el doctor Maya, y posteriormente, haciendo el análisis de un segundo grupo de postulantes, descartaran a estos nuevos, reviviendo al ex procurador, quien hacia parte del grupo anterior, generó todo tipo de suspicacias. Si bien lo ha explicado con lujo de detalles el presidente de la Constitucional, no hubo ninguna irregularidad, pues se apegaron al reglamento, que así lo permite, si quedan muchas dudas de las razones de fondo que llevaron a los integrantes de este alto tribunal a tomar esa decisión.

En principio, porque desde hace semanas se venía rumorando en los pasillos judiciales que ya estaba arreglado todo en el Congreso para que fuera elegido el doctor Maya como Contralor, pues este tendría el apoyo de la Unidad Nacional; es decir, el partido Liberal, Cambio Radical y el de la U. Nuevamente el ejecutivo moviendo sus fichas para poder tener una contraloría de bolsillo y cercana a sus intereses. Frente a esto, muchos dirán que hace cuatro años el gobierno promovió también a la doctora Sandra Morellí, actual contralora, y esta estuvo lejos de favorecer los intereses del ejecutivo; sin embargo, hay que recordar que Morelli no tenía tintes políticos, mientras Edgardo Maya sí. Tantos tintes políticos tiene el ex procurador, que entre los pergaminos que ostenta está su origen costeño, pues a esa región hay que pagarle su gran aporte electoral en las pasadas presidenciales.

Pero no solo eso ha generado la suspicacia, pues a pesar de ser sabido que este tipo de cargos se obtienen después de un importante “lobby” con los magistrados, alianzas políticas, medición de fuerzas, apoyo de padrinos y demás, así han llegado a sus cargos casi todos los que han ostentando un puesto en un ente de control; si no, preguntémosle por ejemplo al doctor Alejandro Ordóñez cuántas comidas no tuvo que hacer para poder estar en ese cargo dos veces. La gente ya está acostumbrada a eso, y lo acepta; pero en esta oportunidad la influencia de los movimientos políticos estuvo más descarada que nunca, principalmente orquestada por el gobierno y por quien será el vicepresidente. Eso es lo que tiene bien molestos a la mayoría, pues ni siquiera se les permitió a los contrincantes hacer la tarea ni el “lobby”; es decir, se presentaron de adorno.

Sin embargo, a pesar de todo, ¿será que el Dr. Edgardo Maya es además un Contralor que deja tranquilos a dos archirivales de este periodo presidencial que termina? Recordemos que no han sido gratas las relaciones entre el fiscal general Eduardo Montealegre y la hoy contralora Sandra Morelli, quienes han vivido de trifulca en trifulca y, debido a eso, ambos están bastante interesados en saber quien será el sucesor. Por un lado, Montealegre querrá seguramente que la Contraloría deje de fustigar sobre su relación con Saludcoop y ponerle punto final al capítulo más incómodo de su paso por la fiscalía. Por otro lado, Morelli no querrá que con ella se haga lo mismo que ella hizo con el ex contralor Turbay; es decir, revisarle y cuestionarle todas sus decisiones e investigaciones. Pero pareciera ser que si, que Maya es la opción salomónica para dejar a estos dos funcionarios tranquilos porque, según manifestó en twitter el ex presidente Uribe, en la casa del fiscal hubo una reunión con Germán Vargas para cuadrar la Contraloría para Maya, lo que quiere decir que Montealegre está tranquilo con el nombre; y este también deja tranquila a Morelli, pues ella hoy lo tiene contratado en el ente de control como importante asesor. Así que, por lo menos, el nombre de Maya deja tranquilos a estos interesados.

Ahora solo queda esperar cuáles son los candidatos ternados por las otras Cortes y solicitar que realmente el Congreso revise y analice en profundidad las hojas de vida y se centre menos en los favores políticos, cosa que parece difícil pero puede que no imposible ¿O si?.

Una cosa más: Todavía creo que se vale soñar, cuando vemos a un grupo de magistrados del Consejo de Estado que cansados de la rosca y dominio del magistrado Ricaurte en la rama judicial decidieron anular su elección.

Comments are closed.