La billonaria deuda de los contribuyentes caleños

0

ImpuestosLa Administración Municipal hace una cruzada para recuperar los 2,5 billones de pesos que se adeudan por cerca de 414.750 predios residenciales en Cali.

A $35.000.000 asciende la deuda de Alberto Ramírez, un vendedor de seguros, por concepto del impuesto Predial Unificado. Desde hace trece años este hombre no cancela dicha contribución y en los próximos días su casa de trescientos metros cuadrados, con cuatro baños y tres patios, podría ser embargada por la Alcaldía.

Ramírez reconoce que a principios del 2000 no pagó por negligencia, pero luego fue por falta de dinero, ya que su prioridad fue pagar la universidad de sus dos hijos, sueño que cumplió. Sin embargo sostiene que hoy el sueldo no le alcanza para ponerse al día con el predial. “La lista de gastos que hay en la casa no me lo permite. ¡Los cubro de milagro!”, sostiene Ramírez.

Este vendedor de seguros hace parte de los miles de contribuyentes que le adeudan casi $2.5 billones a la Alcaldía, que dejaron de entrar a las arcas oficiales en los últimos siete años.  Esa cifra incluye capital, intereses moratorios y sanciones.

De esos $2.5 billones, $1 billón 400 mil corresponde al impuesto Predial Unificado, $941.542 millones de pesos por Industria y Comercio, y $406.076 millones por Valorización.

De ese saldo en rojo, $1 billón corresponde a contribuciones con vigencias anteriores al año 2007, las de 2008 a 2010 se acercan a los $480.000 millones, mientras que las de 2011 y 2012 equivalen a $328.000 millones.

Este martes habrá una audiencia ciudadana en el Concejo para escuchar a los deudores en el marco del estudio que se lleva a cabo para la aprobación de descuentos especiales o ‘papayasos’ con los que el Municipio pretende recuperar la cartera morosa.

De acuerdo con cifras oficiales, los bienes o las cuentas bancarias de unos 5.190 contribuyentes caleños podrían ser embargados.  De ellos, 3.775 corresponden a Industria y Comercio (vigencia del 2007) y 1.115 (años 2006 y 2007). Así se recuperarían  $9.785 millones de la cartera de Industria y Comercio y $6700 millones de Predial.

Alberto Ramírez aún no sabe cómo ponerse al día en sus obligaciones tributarias. Sostiene que el avalúo catastral de su casa (ubicada en el estrato 5), realizado el año pasado, fue de $119.983.000 pesos.  En este 2013 la cifra fue de $161.977.000. “Si hago un acuerdo con la Alcaldía y les incumplo, me embargan. El problema está en que los valores son puestos a la loca. El valor comercial de la casa está excediendo el valor catastral”, increpó Ramírez.

Para la directora de Hacienda Municipal, Cristina Arango, “así como se dieron facilidades por pronto pago y se extendió el plazo de descuento hasta abril pasado, también es tarea del Municipio cobrar a quienes se rehúsan a contribuir con el desarrollo de la ciudad. La funcionaria ha manifestado a los medios de comunicación que “algunos contribuyentes le han jugado a la prescripción de la obligación, pero ese es un tema que no dejaremos que pase en este gobierno”.

A esta situación se suma que la unión temporal Sicali no entregó los expedientes digitales ni los medios magnéticos que contenían toda la información de los contribuyentes. En ese sentido, la Alcaldía tiene una pelea con Sicali, que sostiene que el software es suyo.

Entre tanto, los veedores Luz Betty Jiménez de Borrero y Pablo Borrero señalaron en días pasados que el hecho de que los caleños no paguen cumplidamente los impuestos y las contribuciones no significa que impere la cultura del “no pago”.

“La realidad es que la mayoría de los ciudadanos que viven de su trabajo cumplen a cabalidad con sus obligaciones, algunos contribuyentes con suficiente capacidad de pago incumplen sistemáticamente sus obligaciones a la espera de lograr ciertas rebajas, beneficios, exoneraciones o conseguir que con el paso del tiempo prescriban con el fisco y con Emcali”, afirmaron los veedores ciudadanos.

“Al Alcalde y a la secretaría de Hacienda se les olvida que el cobro coactivo de tales obligaciones debe estar precedido, en el caso concreto de valorización, de su reliquidación previa, a fin de evitar que a los contribuyentes se les cobren los sobrecostos de las obras, que por mandato de la ley y de los acuerdos municipales deben ser de cargo de la municipalidad”.

Según los abogados, Emcali no puede suspender los servicios de agua y energía en los inmuebles habitados por menores de edad, personas mayores, enfermos, catalogados como personas con debilidad manifiesta, según la Corte Constitucional. 

El ‘papayaso’ tributario

“El Municipio presenta una alta cartera morosa que supera los $2.5 billones, cuando el presupuesto aprobado para la presente vigencia fiscal asciende a $2.08 billones,  por lo que el  propósito del  Proyecto de Acuerdo es incentivar la presentación voluntaria de las declaraciones y el pago de estos tributos de difícil recaudo, a fin de lograr la recuperación de estos recursos que podrían destinarse a inversión social”, explicó el concejal Harvy Mosquera.

Precisó que se busca ofrecer una reducción del 80 % del valor de los intereses de mora causados hasta la fecha correspondiente de pago y de las sanciones generadas si se cancela a más tardar el 30 de septiembre de este año.

Otro beneficio es la reducción del 50 % del valor de los intereses de mora causados hasta la fecha correspondiente de pago y de las sanciones generadas si se suscriben acuerdo de pago sobre el total de la obligación principal, más los intereses y las sanciones actualizadas. Para tal efecto, el pago debe realizarse a más tardar el 30 de junio de 2014.

La baraja de alternativas contempla además de los descuentos por pronto pago, la exoneración del predial a inmuebles en estrato 1, siempre y cuando el avalúo no supere los quince salarios mínimos mensuales legales vigentes ($8.000.000) y conciliaciones de saldos e intereses de demandas que estén ante el Tribunal Contencioso Administrativo.

De igual manera se busca incluir la modificación de la tarifa que pagan las pequeñas propiedades rurales o de estrato 1, vencimiento de la modalidad de pago durante el primer semestre del año.

La directora de Hacienda Municipal, Cristina Arango, señaló que la propuesta fue elaborada teniendo en cuenta las experiencias de ciudades como Medellín y Bogotá. En Medellín, el monto de exoneración es hasta de $5.000.000, con la condición de que la vivienda esté en el estrato 1 y que sea la única propiedad o posesión.  Mientras que en la capital de la república es hasta de $8.998.000 para inmuebles residenciales de los estratos 1 y 2.

Exoneración de pago de impuesto Predial

Aquellos predios cuyo avalúo sea menor a quince salarios mínimos mensuales legales vigentes quedarán de oficio exonerados del pago del impuesto predial. Deben pertenecer al estrato 1 y no estar catalogados en la base de datos de la Subdirección de Catastro como lotes, depósito o parqueadero.  Eso sería para predios que no superen el avalúo de $8.842.500 y que estén en el estrato 1. Tampoco pagarían tasa bomberil. Esta exoneración será por diez años.

Hacienda Municipal también busca que la mayoría de los inmuebles del estrato 1 sigan tributando el cuatro por mil. Se hará la excepción a los predios con destino exclusivo habitacional de estrato 1 o rural con destino económico agropecuario.

Se estima que esta medida cobijará al 98.6 % de los inmuebles de estrato 1, es decir, 64.192 se beneficiarían con la permanencia de la tarifa en el cuatro por mil.

Comments are closed.