Luego de un fuerte aguacero, América perdió con el Pereira

0
América no pudo derrotar al Pereira en la capital risaraldense. FOTO: Andrés Puentes Cortés
América no pudo derrotar al Pereira en la capital risaraldense. FOTO: Andrés Puentes Cortés

En el Hernán Ramírez el juego inició bajo una fuerte lluvia, formándose unos charcos en la mitad de la cancha, lo que imposibilitaba el tránsito normal de la pelota. A los 3 minutos Pereira se acercó al arco defendido por David Monsalve  con remate de cabeza, pero por fortuna el canadiense se quedó con la pelota. Sin embargo, el juego tuvo que ser suspendido a los 7 minutos pues la lluvia se fue intensificando y era imposible el tránsito del juego. El central del partido decidió mandar a los equipos al camerino y esperar a que bajara la intensidad de la lluvia.

Después de varios minutos más adelante, cuando la lluvia bajó su intensidad y el drenaje en el estadio Hernán Ramírez Villegas hizo su trabajo, las acciones volvieron a iniciarse cerca de las 9 de la noche. De inmediato, el que tomó el control de la pelota fue el onceno local que tomando la pelota empezó a presionar al América que se veía débil, permisivo, dejando grandes espacios que eran aprovechado por los locales que además, sacaban ventaja por el terreno de juego.

El equipo local se aproximaba mucho más a territorio defendido por David Monsalve, realizaba disparos desde fuera del área, pero sus balones terminaban por encima de la portería del cuadro escarlata. América por su parte, aunque intentaba avanzar, no lo hacía con total efectividad, ya que los espacios en donde aún quedaban charcos, evitaban el avance con normalidad, deteniendo el ataque.

Después de las oportunidades generadas en la cancha, el que finalmente pudo festejar en el estadio Hernán Ramírez, fue el onceno local que aprovechó un error por el costado oriental para entrar al área y rematar. El encargado de hacerlo fue Leonardo Castro para ingresar en diagonal y rematar para vencer al arquero Colombia canadiense David Monsalve. Ahora era doble el trabajo para los escarlatas.

Después de la anotación, el partido aunque lo seguía manejando el Pereira, no presentaba emociones, se jugaba fuerte, en zona medular y era cortante justamente por las faltas que se cometían. Ya a los 36 América trató de reaccionar y manejar las acciones, algunos disparos de fuera distancia eran las opciones, pero la efectividad no estaba de lado americano para el empate. Para el final de la primera parte, Pereira tuvo una nueva ocasión para convertir por intermedio de Fernando Cárdenas, pero el jugador, no remató con potencia, controlando el remate David Monsalve.

Para la parte complementaria, el equipo de Fernando Velasco salió al gramado con una disposición totalmente diferente, mostraba más intención de ataque, se organizaba mejor y manejaba la pelota. Presionaba al Pereira buscando el gol del empate, pero no contaba con remates acertados. Disparos desde fuera del área, en movimientos, en remates de costado, y en pelotas quietas, como en un tiro libre de Neider Morantes que terminó sacando el arquero local, el cuadro rojo se rebuscaba para poder convertir.

Los del Pereira intentaban volver a tener el balón, realizaban marcas constantes a los jugadores americanos cuando estos trataban de salir con el balón. Ante la presión, los americanos se enredaban y perdían con facilidad el balón y allí los aurirojos se adueñaban del balón, como a los 70, cuando Castro tuvo un disparo fuerte al arco, de frente, pero por fortuna para los visitantes, el balón terminó en manos de Monsalve.

El juego, por cómo se estaba desarrollando, estaba claro que los tres puntos iban a ser para los locales, sin embargo, cuando ya únicamente restaban 5 minutos de competencia, apareció un nuevo espacio y error en el sector defensivo, esta vez por la mitad del campo y allí, Cristian Correa, quien había ingresado para la segunda parte, remató a ras de piso y convirtió el segundo tanto de la noche, el baldado de agua mucho más fría para los dirigidos por Fernando Velasco que no pudieron anotar siquiera un gol en el Hernán Ramírez Villegas.

Los tres puntos se quedaron en casa, Pereira fue el que se recuperó de la fecha anterior y se trepó en la tabla de posiciones, pues llegó a 12 puntos ubicándose en el tercer lugar, mientras que el América queda con 10 unidades y en la sexta posición. En la próxima jornada, los Diablos reciben en Buga al Expreso Rojo, sin embargo, ese juego está en duda, pues los escarlatas han pedido el aplazamiento del compromiso ya que el día 28 se realizará una Asamblea de los directivos. Entre tanto el Pereira visitará al Valledupar FC

Comments are closed.