Nuevos tropiezos de las megaobras

3
El Parque Río Cali pertenece al segundo paquete de megaobras. Se desarrollará desde el Jardín Botánico hasta la antigua Industria de Licores del Valle

La Administración Municipal no tiene claro cómo financiará el segundo paquete de las megaobras. El recaudo por valorización no ha sido el esperado y crece la deuda con los contratistas de las obras que están en ejecución.

Problemas financieros amenazan la ejecución de la segunda fase de las megaobras, en la que se realizarán trabajos con un costo de más de 54.000 millones de pesos.

Miguel Meléndez, secretario de Infraestructura y Valorización de Cali, le aseguró a los medios que las obras se llevarían a cabo en no más de ocho meses. Pero la licitación del segundo paquete de megaobras, planeada para finales de este año, fue aplazada para 2013, debido a una proyección errada del recaudo por contribución de valorización.

Hace un año empezaron los líos presupuestales para esta segunda fase. En un principio, la administración del exalcalde Jorge Iván Ospina explicó que el incumplimiento en el pago de la valorización era el obstáculo para que iniciaran los trabajos.

A finales de septiembre de 2011, el entonces secretario de Infraestructura, Elmer Fabio Rojas, manifestó a la prensa local que los habitantes de Cali le debían al municipio $98.000 millones de valorización y que esa deuda estaba frenando la segunda fase.

Sin embargo, Rojas también dijo que la Alcaldía esperaba que los ciudadanos morosos se pusieran al día en sus pagos de valorización y que muy probablemente en diciembre del año pasado se iban a poder recuperar más de $62.000 millones de pesos de la cartera morosa.

Si tal recuperación sucedía —afirmó el funcionario en aquel entonces—, se podían empezar los trabajos del segundo paquete.

Un año después, la segunda fase de las megaobras sigue estancada porque la proyección del recaudo no se ajustó a lo que realmente estaba pagando la ciudadanía.

En noviembre de 2011, la Contraloría de Cali le había advertido a Jorge Iván Ospina que el recaudo de valorización estaba muy por debajo de las proyecciones de la Administración Municipal.

“La fuente de financiación de las Megaobras es la contribución especial por valorización. El recaudo por este concepto ha tenido un comportamiento diferente al esperado. Desde el año 2009 hasta septiembre 30 de 2011 asciende a $267.521.695.235, de un total presupuestado inicialmente de $487.713.569.000, lo que muestra una ejecución relativamente baja, pues solo alcanza el 54,9%”, se lee en una acción preventiva que Alma Carmenza Erazo, contralora general de Cali, le envió a Ospina.

En ese mismo documento se lee que la Contraloría le recomendó al exalcalde “implementar estrategias tendientes a incentivar en la ciudadanía el sentido de pertenencia hacia la ciudad, buscando incrementar el pago del tributo de contribución por valorización y lograr así oportunamente los recursos necesarios para financiar el plan de obras propuesto”.

Por su parte, Meléndez aseguró en una sesión del Concejo de Cali en febrero pasado: “Si el pago se mantiene como estamos podemos tener caja positiva al 2014, pero no significa esperar a esa fecha para arrancar obras, podemos hacer concesión antes y ejecutar la segunda fase”.

Meléndez también ha declarado a los medios que la Alcaldía tendrá un superávit de casi $145.000 millones a partir del próximo año y hasta 2014, pero que el déficit actual de más de $84.000 millones reducirá esos excedentes.

El secretario de infraestructura también ha reconocido que las deudas con los contratistas de la primera fase de las megaobras son otro factor que debe tenerse en cuenta para financiar el segundo paquete. El municipio debe dinero a los tres concesionarios que están ejecutando proyectos del primer paquete.

Hasta julio pasado, la Alcaldía tiene una deuda superior a los $127.000 millones con los consorcios Promesa de Sociedad Futura Megaobras Cali S.A.S, Infraestructura Cali 2010 y Promesa de Sociedad Futura Vías de Cali S.A.S.

Los tres contratistas están cobrando, además, más de $35.000 millones por otros trabajos realizados hasta octubre de este año.

Pese a que no existe una fuente clara de financiación, el alcalde Rodrigo Guerrero se comprometió a realizar la contratación para la segunda fase de las megaobras. Se han estudiado alternativas, como emplear recursos de la sobretasa a la gasolina, pero la realidad es que la Administración Municipal seguirá endeudándose con los contratistas de las obras que ya se están ejecutando, mientras busca la manera de darle vida al segundo paquete.

Trabajos y costos de la segunda fase de las megaobras

Obra

Costo

Parque Río Cali

$17.917 millones

Rehabilitación de la Autopista Simón Bolívar entre carreras 80 y 100

$11.910 millones

Puente sobre el Río Cauca y glorieta con conexión a la Avenida Ciudad de Cali

$8.050 millones

Construcción de un puente y rehabilitación de otro en la Calle 36N, entre avenidas 4N y 6B Norte

$6.359 millones

Recuperación de la Carrera 1, entre calles 73 y 84D

$3.864 millones

Rehabilitación de la Calle 70, entre las carreras 11C y 12D Bis

$3.081 millones

Intervención de la Carrera 29, entre la Calle 34A y la diagonal 30

$2.835 millones

Errores de facturación

En enero de 2012, el concejal José Fernando Gil Moscoso señaló en una sesión que había graves errores en la forma como el gobierno local estaba recaudando la contribución por valorización… Ver más

 

Comments are closed.