Razones por las que Luis Hurtado debería estar en la Selección Colombia

0

El guardameta del Deportivo Cali atraviesa por su mejor momento profesional y tiene claros sus objetivos, que pasan por ocupar pronto la vacante de la portería tricolor que dejó Farid Mondragón, su mentor.

Por Juan Camilo Palomar

Deportes@elpueblo.com.co

El portero caleño ya hizo todos los procesos juveniles de la tricolor /Foto: Andrés Puentes
El portero caleño ya hizo todos los procesos juveniles de la tricolor /Foto: Andrés Puentes

Luis es un portero joven pero poco común. Tiene modos y estilo de los mejores de antaño, aunque esto se atribuye a la influencia que sobre él ejerce entrenarse diariamente bajo la tutela de Eduardo Niño, el talentoso ex arquero y ahora entrenador de porteros en el Deportivo Cali y la Selección Colombia, que trabaja con la filosofía del portero serio y trabajador, del hábil con las manos y los reflejos para acaparar todo el arco.

En parte también Luis aplica las enseñanzas que le dejó la experiencia de compartir el arco verdiblanco con Farid Mondragón hasta sus últimos días como profesional. De él dice tener inmensa admiración y aprovechó al máximo el par de años en los que fue su emergente.

Pero no sólo en el estilo se parece Luis Hurtado a Mondragón o los demás porteros de la generación dorada del Valle, como Córdoba o Calero, sino también en su forma de comportarse dentro y fuera del campo. Entre los narradores radiales, tradicionales en las cabinas del Pascual Guerrero cada semana, admiran por ejemplo que el joven guardameta haya rescatado el uniforme negro con el que se caracterizaban los arqueros de otras buenas épocas, en lugar de los colores histriónicos que ahora suelen lucir las nuevas promesas de la portería a nivel mundial.

Hoy por hoy, Luis Alfonso Hurtado Osorio vive su mejor momento como profesional. Con 20 años, es el titular indiscutido del Deportivo Cali en la prometedora campaña del cuadro azucarero, ha logrado estar en todos los procesos de Selección Colombia juveniles y ahora pide pista para el nuevo proyecto de José Pékerman hacia 2018, con todos los objetivos que este camino tiene en el horizonte.

EL PUEBLO presenta las cinco razones por las que la tercera vacante en el arco de la Selección Colombia debería ser ocupada por el portero caleño:

  1. Insuficiente representación vallecaucana

La Selección Colombia se ha quedado prácticamente sin representantes del fútbol vallecaucano con el retiro del capitán Mario Alberto Yepes y el mítico Farid Camilo Mondragón Alí. Ambos dijeron adiós tras el Mundial de Brasil 2014 y de momento no tienen recambio de esta misma zona del país, por lo que en la nómina de habituales del seleccionador argentino sólo figura el caleño Carlos Valdés, central ex América, como el representante del departamento.

Sin embargo, Valdés no tiene su puesto de titular asegurado, dado que en el juego amistoso contra Brasil no tuvo una buena actuación y en la competencia por relevar a Mario Yepes también está el joven Éder Álvarez Balanta e incluso podría entrar a futuro el antioqueño Stefan Medina. La inclusión de Luis Hurtado, en cambio, no debería ser la única entre los talentos del Valle a convocar.

  1. Valorar el talento del fútbol local

Luego de una debacle en el fútbol colombiano, de crisis administrativas y económicas que ensuciaron el espectáculo deportivo, de nuevo ahora parecen aflorar talentos en diferentes equipos del país.

Envigado, Nacional y Deportivo Cali pueden presumir de haber cultivado bien sus canteras y ahora gozan de nóminas con varios titulares que fueron formados en las entrañas de sus clubes. Nombres como Edwin Cardona y Daniel Bocanegra de Nacional, Johan Arango de Once Caldas, Dayron Mosquera y Daniel Torres de Santa Fe, Juan David Cabezas, Carlos Rivas, Yerson Candelo, Andrés Pérez y Luis Hurtado del Deportivo Cali, Jimmy Chará en el Tolima, Jessy Mena del Junior, o Carlos Arboleda de Aguilas Doradas, son los talentos que sobresalen en el actual fútbol profesional colombiano, y algunos de los más nacionalistas pedirán que el cuerpo técnico del combinado patrio se fije en alguno de ellos.

  1. Énfasis en la nueva generación

Dentro de la filosofía de juego de José Pékerman está el gen de los juveniles. Al argentino se le atribuye haber descubierto las grandes estrellas del presente de la Selección Argentina y de haber potenciado a los jóvenes que encontró en la Selección Colombia, por lo que en este nuevo inicio de era no es descartable que los nuevos nombres sean los de jóvenes destacados en sus procesos.

En este sentido, Hurtado es uno de los más aventajados de la generación de Juan Fernando Quintero, la de la Selección Colombia que terminó campeona en el Suramericano de Argentina en el 2013 y que ya exportó a varios de sus jugadores al fútbol europeo. El siguiente podría ser el titular del arco caleño.

  1. El recorrido del convocado a mayores

Luis Hurtado ha hecho la carrera que se espera de un jugador que llega a la Selección Colombia de mayores, tras haber cumplido todos los ciclos juveniles representando al país internacionalmente y destacando tanto ahí como en sus clubes de origen.

Empezó en la Sub 15 con la dirección del profesor Harold Rivera, en el 2008, cuando Eduardo Lara, director de las juveniles de Colombia, lo vio jugando para la Selección Valle en categoría infantil en la final nacional de Bogotá ese año. Desde aquel llamado, el caleño se propuso no soltar más la camiseta nacional.

Su progreso se vio también en la Selección Colombia Sub 17 con Ramiro Viáfara como técnico y finalmente en la Sub 20, donde a pesar de ser suplente de Cristian Bonilla tuvo algunas oportunidades que supo aprovechar con creces en el combinado dirigido por Carlos Restrepo.

  1. Gana la partida a sus rivales directos

Desde la Sub 20 que ganó el Suramericano en Argentina, Hurtado ha tenido por delante del proceso al antioqueño Cristian Bonilla, formado en las inferiores del Atlético Nacional y titular en aquel Suramericano bajo la batuta de Carlos “Piscis” Restrepo.

Sin embargo, ha sido el caleño quien ha contado con más minutos en el último año y su progreso ha sido notable como titular del Deportivo Cali, mientras Bonilla se ha visto relegado a ser tercer portero en el conjunto verdolaga.

En el debate por quién de los demás porteros colombianos ha hecho méritos, José Fernando Cuadrado del Once Caldas o Luis Delgado de Millonarios son los candidatos que se destacan, pero a juzgar por el puesto de Camilo Vargas en la tricolor, el tercer portero en ponerse a las órdenes del cuerpo técnico argentino debería ser un joven con la experiencia suficiente para esperar su oportunidad en un proceso de maduración de varios años.

Luis Hurtado Deportivo Cali

Comments are closed.